sHamburguesa sí o hamburguesa no. ¿Son buenas o son malas? Acostumbrados a la dieta mediterránea, comer una hamburguesa (depende de que hamburguesa) puede parecer que no es sano. Pero, ¿es verdad?

A priori, si nos fijamos en una hamburguesa contiene elementos saludables como la lechuga, pepino, tomate, carne, pan… Contiene hidratos de carbono, nutrientes, proteínas y vitaminas.

Entonces, te preguntarás ¿y dónde está el problema? El problema está cuando se utiliza carne de dudosa calidad y además no se controlan los niveles de grasa. Ahí es cuando la hamburguesa deja de ser sana y se convierte en un menú hipercalórico.

Beneficios de las hamburguesas

Si adoras las hamburguesas por su sabor, debes saber que son un alimento completo y nutritivo:

  • Poseen una gran cantidad de nutrientes que son esenciales para el organismo: vitaminas A (esencial para una correcta respuesta inmunitaria del organismo), vitamina D (estimula la absorción intestinal del calcio), vitamina E (potente antioxidante) y vitamina K (interviene en el proceso de coagulación de la sangre). También nos aporta minerales como el potasio, importante, ya que interviene en la digestión y absorción de nutrientes, en el correcto desarrollo de la función cardíaca y en la contracción de los músculos.
  • Las hamburguesas ayudan a desarrollar el músculo y a mantener la energía, incluso a sobrellevar picos de esfuerzo físico.
  • Si la carne es de vacuno, aportamos a nuestro cuerpo una importante cantidad de vitamina B12, que interviene en el correcto funcionamiento del sistema nervioso y de las funciones del cerebro.
  • También nos ayuda a mejorar el rendimiento del cuerpo en la práctica de ejercicio físico o en la realización de tareas de carácter físico, gracias a que las hamburguesas aportan cinco veces más zinc que la carne de pollo.

Jack The Pepper

En Jack The Pepper la hamburguesa es uno de nuestros plato estrella. Y es que es raro encontrar a alguien que no le gusten las hamburguesas. Y es lógico que se sitúe en uno de los platos favoritos de la mayoría de las personas. Por su variedad de combinaciones, contraste de sabores, salsas, diferentes condimentos, carne jugosa… Pero, por muchos ingredientes que lleve, combinaciones, salsas que tenga una hamburguesa, es importante que sea de primera calidad. No solamente la carne, la cual es parte fundamental, pero no la única. Desde el pan, pasando por las verduras, las salsas, el queso… todo debe de ser de una calidad óptima para convertir una hamburguesa en un plato único. 

En nuestro restaurante siempre cuidamos cada detalle. Todas nuestras hamburguesas son de elaboración propia, con una selección de los mejores cortes frescos de ternera, buey y pollo, controlando los niveles no superando el 10% de materia grasa, si a esto le añadimos que nuestras patatas fritas son totalmente caseras…..

¿Te apetece probar un buen plato de carne en forma de hamburguesa?

WordPress Lightbox